¿Eres carga para alguien?

¿Eres carga para alguien?

Muchas personas
tienen el síndrome de víctima,
o peor aún, la necesidad de que alguien,
los esté arriando, empujando,
cargando o sosteniendo;
cuando ya la vida de cada persona,
es suficiente tarea,
como para estar tratando
de activar la vida de los demás.
Procura no ser carga para nadie
ni cargarte con las cargas de los demás;
pues eso solamente contribuirá,
a hacer la tarea de todos más difícil;
y a la larga, a posponer lo inevitable:
que cada quien asuma su propia vida.
Prevé tu seguridad hacia el futuro
creando un respaldo económico,
que sea un sostén en la vejez.
Cultiva buenas relaciones,
que sean apoyo mutuo en el futuro;
Procura no depender
de nada ni de nadie;
el desapego es fuente de bienestar.