¡Tu prioridad, es estar bien!

¡Tu prioridad, es estar bien!

Cuando percibas,
que pensar en determinados temas,
personas o situaciones, te inquieta,
haciéndote perder la paz y la armonía;
reemplaza esos pensamientos por otros.
Eres el guardián de tu mente,
y de ti depende, permitir o no,
que se infiltre el enemigo,
trayendo malestar, desasosiego,
e incertidumbre a tu vivir.
¡Es tu elección!
Aprende a elegir bien.