Ser caballero nunca debe pasar de moda

Ser caballero
nunca debe pasar de moda

No hay nada más seductor,
que un hombre gentil, atento y especial,
capaz de reconocer en toda mujer,
a su madre, a su hermana,
a su hija o a su esposa.
Una atención nunca sobra,
por el contrario,
es un encanto muy varonil,
que agrada y enamora
a cualquier mujer.
Así es que no temas pasar por ridículo,
al abrirle una puerta,
al correrle una silla,
al brindarle un pañuelo,
al darle tu puesto en el bus,
o resguardarle de la lluvia con tu paraguas;
estas son cualidades masculinas,
que jamás deben perderse.