Si quieres un mundo más amable
¡Comienza a construirlo!

Empezando por ti mismo, y luego,
por cada persona que está a tu lado;
teniéndola en cuenta,
amando, valorando y respetando,
lo que tienes y lo que te rodea;
cuidando tus palabras,
actitudes, acciones y omisiones.
¡Hazlo, vale la pena!

Comparte:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *