En tiempos movidos

Muchas cosas en tu vida,
pueden estar cambiando.
En esos momentos,
lo mejor es entrar en estados de quietud,
en espera de que todo se acomode.
Dicen, que cuando los marineros
no pueden ir a la mar,
remiendan sus redes;
así es que, dedícate a hacer,
lo que puedas hacer.

Comparte:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *